lunes, 20 de enero de 2014

Cuando la brecha entre ricos y pobres se dispara, la democracia agoniza

La imagen de la jornada

Fuente: El País
Como señala Oxfam Intermón, la creciente brecha entre clases sociales en el mundo es un indicio de que "las élites económicas están secuestrando el poder político para manipular las reglas del juego económico, que socava la democracia". Así de simple y así de terrible. Este golpe contra los principios democráticos y los Derechos Humanos sólo puede revertirse bajo la decidida voluntad del pueblo, sojuzgado por aquellas élites, de empoderarse y cambiar el curso de esta asimétrica lucha de clases que, por el momento, tiene un claro vencedor.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada