jueves, 5 de junio de 2014

Autocensura en un país medieval

La imagen de la jornada

Fuente: Público
Es muy preocupante -y descriptivo de la época que estamos viviendo- el hecho de que una revista con una clara línea editorial progresista haya autocensurado su imagen de portada. Al parecer, las instrucciones de RBA -los dueños de El Jueves- fueron que "dentro de la revista pueden poner lo que quieran, pero que en la portada no puede salir la Casa Real". La primera consecuencia ha sido la dimisión de algunos de los mejores dibujantes de la revista y, como consecuencia, el debilitamiento de una de las publicaciones más críticas con el régimen del 78. Por otro lado, en la redacción de El Mundo también se ha denunciado un caso de autocensura -con suspensión de empleo y sueldo incluidas- por escribir un artículo con referencias a Corinna zu Sayn-Wittgenstein, la amiguísima del rey saliente. Hay que plantearse si hoy las cosas están peor que en 2007 cuando, al menos, hacía falta la orden de un juez de la Audiencia Nacional para que se censurase la publicación de contenidos molestos para la Corona.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada